VIDEOS

Loading...

viernes, 29 de octubre de 2010

El Panteón Nacional

Se inició la construcción de la Iglesia de la Santísima Trinidad (hoy día el Panteón Nacional) el 5 de agosto de 1744, por el albañil Juan Domingo del Sacramento Infante quien era un pardo libre de inmensa fe, destinado el fruto de su trabajo y más de 36 años de su vida a edificar el templo, llegando varias veces a venderse como esclavo para comprar material.

Juan Domingo, siempre tuvo aspiraciones de formar parte de la orden de los hermanos trinitarios, pero fue rechazado por su condición social, pero nunca abandono la construcción de su magna obra. Fallece el 12 de diciembre de 1780, sus restos fueron enterrados, en el altar mayor de la Iglesia.

La Iglesia de la Santísima Trinidad fue inaugurada el 15 de julio de 1781. Esta iglesia siempre tuvo relación con la familia Bolívar, aquí fue traído el bebé Simón José Antonio de la Santísima Trinidad y posteriormente en esta misma iglesia tomaría su primera comunión.

Para 1812, se ve afectada la edificación por un terremoto, destrozando su estructura, permaneciendo así durante varios años. Bajo estas circunstancias es nuevamente visitado por El Libertador.



 
La reconstrucción estuvo a cargo inicialmente del presbítero Luis Acosta, posteriormente el presbítero Rafael Hernández contrata al Ingeniero José Gregorio Solano, quien ideó un estilo gótico para la fachada. Y finalmente serian el Dr. Agustín Aveledo y el Presbítero Dr. Bartolomé Suárez quienes le darían gran impulso a la terminación de la obra.

El 27 de marzo de 1874 el Presidente de la República General en Jefe Antonio Guzmán Blanco, dicto su decreto N° 43 en el que convertía a la antigua Iglesia de la Santísima Trinidad en Panteón Nacional, con el objeto de conservar los restos de los Próceres de la Independencia y de las personas eminentes. Para la culminación de la obra estuvieron a cargo los Ingenieros Julián Churión, Juan Hurtado Manrique, Tomas Soriano y Roberto García.

Interior del Panteón
La obra se inauguró el 28 de octubre de 1875. Al año siguiente, fueron trasladados desde la catedral los restos del Libertador. Estos fueron colocados en un sarcófago de madera con revestimientos de plata y oro, realizado en estilo neogótico por el artista francés Emile Jacquin. Asimismo fue traída también desde la catedral la estatua del Libertador hecha en 1842 por el escultor italiano Pietro Tenerani. El sarcófago y la estatua fueron ubicados en el espacio que correspondía al presbítero de la iglesia, es decir, en el lugar del altar. En 1910, el gobierno de Juan Vicente Gómez procedió a una reforma general del edificio, según el proyecto del arquitecto Alejandro Chataing, la cual fue terminada en julio de 1911, en ocasión de la celebración del centenario de la Independencia. Otra reforma del Panteón fue ordenada con un decreto del gobierno gomecista en 1929, conforme al proyecto del arquitecto Manuel Mújica Millán. Estos trabajos que corresponden al aspecto actual del edificio, fueron ejecutados durante el año 1930 bajo la dirección de Mújica y de los ingenieros Edgar Pardo Stolk, Hernán Ayala y Guillermo A. Salas.


Los Cenotafios y Monumentos

En el Panteón Nacional hay once (11) monumentos, todos de mármol de Carrara blanco y negro. De los once (11) monumentos tres (3) de ellos se denominan Cenotafios. Cenotafio significa Sepulcro Vacío, ya que estos tres personajes no se encuentran en el Panteón Nacional.


Cenotafios

El del Generalísimo Francisco de Miranda, del Escultor Italiano Julio Roversi, estilo renacentista, Nave Derecha, Sus restos quedaron perdidos en el cementerio del Arsenal de la Carraca donde estuvo prisionero, en Cádiz España.


 
El Gran Mariscal de Ayacucho Antonio José de Sucre, del Escultor Español Juan Bautista Sales Ferré. Estilo Barroco. Nave izquierda. Sus restos se encuentran en la Catedral de la Ciudad de Quito en el Ecuador.



 
El maestro y Humanista de América Don Andrés Bello, del Escultor Hispano-Venezolano Manuel de la Fuente, estilo Moderno, Nave Derecha. Sus restos se encuentran en el Cementerio General de la Ciudad de Santiago de Chile.



 
El Panteón Nacional está dividido en su parte interior en tres Naves. Al situarnos dentro del mismo, mirando hacia la entrada principal, estas son la Nave Izquierda, Nave Central y Nave Derecha.


Monumentos


Nave Central


Monumento de El Libertador Simón Bolívar,
del escultor Italiano Pietro Tenerani, estilo Neoclásico

Nave Derecha



Monumento a la Primera República, del Escultor Italiano Hugo Daini. Estilo Moderno

Monumento del General en Jefe José Gregorio Monagas,
del Escultor Italiano Julio Roversi. Estilo Renacentista



Monumento a la Federación, del Escultor Español Juan Bautista Sales; Ferré. Estilo Barroco




Homenaje al Gral. José Félix Ribas


Nave Izquierda



Homenaje a Manuela Saenz



Monumento del General en Jefe José Antonio Páez, del Escultor Español José Pizzo, estilo Moderno


Monumento del General en Jefe Santiago Mariño, del Escultor Hispano-Venezolano
Manuel de la Fuente, Estilo Moderno



Homenaje al Cacique Guaicaipuro


Pinturas de Tito Salas


Apoteosis del Libertador

Esta Obra la realizó durante un viaje por Italia donde pudo estudiar la técnica de los grandes muralistas del Renacimiento Italiano. Su maestro Lucien Simón la comparó con las Obras del Gran Maestro Italiano Tintoretto.



El Libertador en el Potosí

Reflexión en Chimborazo

Por sus maravillosas pinturas también se le rinde homenaje a Tito Salas en El Panteón Nacional.




En el Panteón Nacional desde 1874 hasta hoy en día, hay ciento cuarenta (140) personajes: ochenta y siete (87) militares y cincuenta y tres (53) civiles.

Reacciones: